El coronavirus golpea a todos los sectores productivos valencianos. EFE/Ana Escobar

El coronavirus golpea a todos los sectores productivos valencianos

Desde la ganadería, a la hostelería o las peluquerías, ninguna actividad económica se salva de la pandemia económica

La situación de emergencia sanitaria generada por el coronavirus y las restricciones creadas por el Estado de Alarma decretado por el Gobierno central para combatir el COVID 19 está dejando a la economía de la Comunitat Valenciana en una situación muy delicada. Servicios, construcción, agricultura o industria, ninguno de los sectores se libra de la crisis del coronavirus. Artistas falleros, ganaderos de ovino o caprino, salones de belleza, propietarios de vivienda de alquiler, comercio textil, grandes superficies, industria juguetera o teatros...Nadie se libra de la pandemia económica.

En la presentación del informe “Mejorar la competitividad para favorecer la recuperación”, el presidente de la Confederación Empresarial de la Comunitat Valenciana (CEV), Salvador Navarro, cifró en 5.400 millones de euros el impacto de los 60 días de confinamiento por el estado de alarma en la economía de la región. A pesar de que poco a poco empiezan a reactivarse algunos sectores productivos, como los pequeños comercios, bares o establecimientos hoteleros en la Fase I, las medidas restrictivas para evitar contagios y la incertidumbre de lo que va a pasar en las próximas fechas, presentan un panorama poco halagüeño para la economía de la Comunitat Valenciana. Y lo que es peor, esta crisis lo pagarán las familias que pierdan empleo y vean mermados sus ahorros.

EFE/ Juan Carlos Cárdenas

Según las previsiones de Exceltur, la actividad turística de la Comunitat Valenciana acumulará unas pérdidas de 13.540 millones de euros, un sector fundamental para la economía de la región. La improvisación y dudas con las que está actuando el Gobierno está creando un panorama preocupante para la principal actividad de la región.

En el informe “Impacto Covid-19 sobre el sector turístico” publicado por Turisme Comunitat Valenciana apuesta por “centrar nuestros esfuerzos en la promoción en el mercado interno y nacional, teniendo también en cuenta que los turistas van a querer evitar aglomeraciones”. Un escenario que puede no ser suficiente para muchas empresas turísticas teniendo en cuenta el gran impacto del visitante internacional en el turismo valenciano.

La Comunitat Valenciana cerró 2019 con más de 9,5 millones de llegadas de turistas extranjeros y un gasto que superó los 9.620 millones de euros. Según un estudio de la Universitat de Alicante, la crisis del Coranavirus presenta dos escenarios para viajeros procedentes del exterior, el “positivo” estima una contracción del 65%, y el “negativo” del 97%. Las perspectivas para el sector no son muy optimistas, de ahí que las diferentes asociaciones alcen la voz pidiendo soluciones reales y planes de apoyo a esta actividad económica clave para la Comunitat Valenciana.

Algunas instituciones ya han realizado sus previsiones de pérdidas derivadas de esta crisis. Desde la Asociación de Viviendas de Alquiler para Estancias Cortas de la Comunitat Valenciana (AVAEC) se estima en 20 millones mensuales los ingresos que han dejado de percibir. O el propio Ximo Puig, que estimó las pérdidas por la cancelación de las Fallas y la Magdalena en más de 700 millones de euros.

El Covid-19, puede con todos

No solo el sector turístico va a salir perjudicado de esta pandemia. Las diferentes asociaciones sectoriales y entidades están emitiendo informes sobre la crisis derivada por el Coronavirus.  La Asociación para el Desarrollo de la Propiedad Intelectual (Adepi) prevé unas pérdidas para el sector cultural en la Comunidad Valenciana cercana a los 100 millones de euros. En esta línea, el sector editorial valenciano ha cifrado en 10 millones de euros las pérdidas que puede registrar por la crisis sanitaria.

El sector de la peluquería y salones de belleza estimaba al inicio de la crisis pérdidas por valor de 129 millones de euros. El sector primario también presenta un panorama desalentador, según la Unió, las pérdidas directas por la emergencia sanitaria del Covid-19 deja por el momento 65 millones de euros en el sector agrícola y ganadero. Por su parte, la Asociación Profesional de Flores, Plantas y Tecnología Hortícola de la Comunidad Valenciana (ASFPLANT) y la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) alertan de unas pérdidas superiores a los 200 millones de euros a los viveros valencianos. Industrias como el juguete, ya prevén un descenso del 26% de la facturación del sector en la campaña de Navidad.

Estimaciones de pérdidas que están realizando la gran mayoría de representantes sectoriales. Y es que a la crisis sanitaria se suma a la económica que presenta un panorama a corto y medio plazo muy poco adulador para la actividad económica.

Valarticleviewer.author_info Redacción

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad