Ximo Puig y Vicent Marzà. EFE.

La concertada no se fía de Marzà

El conseller de Educación, Vicent Marzà, se comprometió ayudar a la escuela concertada, que no las tiene todas consigo tras la decisión del Gobierno Central

La escuela concertada vive con incertidumbre la reconstrucción económica. Las patronales cuentan a ED que la Conselleria de Educación, bajo el mando de Vicent Marzà, mostró su “firme compromiso” de no dejarles sin ayudas.

Eso sí, indican que desconocen la forma en que les llegarán y tampoco las tienen todas consigo. “Yo no me fío. O no lo hará, o lo hará con trampas y letra pequeña”, expresan. Las incertezas crecen tras ver la decisión del Gobierno Central la pasada semana.

Si bien las no ayudas a la concertada a nivel estatal fue un secreto a voces, el 1 de julio se constató. El modelo de educación donde estudia el 25% del alumnado quedó excluido por Comisión para la Reconstrucción Social y Económica de España. Esta, en un ejercicio de “fortalecer la educación pública como columna vertebral de nuestro sistema educativo” incidía en que “la totalidad del incremento de la inversión irá destinado a la educación pública de gestión directa” (propuesta 18.1 del borrador).

Por tanto, la inyección económica de 2.000 millones de euros a repartir entre las comunidades autónomas irá íntegramente a lo público. La Comisión apuntaba, además, que las autonomías deberían promover “un incremento progresivo de puestos escolares en la red de centros de titularidad pública al objeto de poder cubrir todas las necesidades de escolarización existentes”.

Marzà y Celaá. EFE.“NO ES POR CRITERIO IDEOLÓGICO”

La coordinadora de enseñanza y miembro del secretariado nacional del Sindicato de trabajadores de la Enseñanza del País Valencià (STEPV), Lola Navarro, expresa que la decisión de Gobierno “no se puede achacar a criterio ideológico. El Gobierno y la Ministra no incurrirían en esa estupidez de no dar ayudas a la concertada por eso”.

A nivel autonómico, explica, “no hay ninguna controversia ni polémica”, aunque señala que las ayudas se han de priorizar a los centros públicos porque en ellos “siempre hay más desigualdad”. 

Eso sí, señala que ”no hay que dejar a ‘0’ ayudas a los centros de la concertada. Los trabajadores de la concertada hacen más horas y en estos meses han trabajado muchísimo. Y eso se tiene que compensar. Donde se necesite ayuda, se ha de dar".

DISTRIBUCIÓN EN FUNCIÓN DE ALUMNOS

El secretario autonómico de la Federación de Sindicatos Independientes de Enseñanza y Atención Discapacidad (FSIE-CV), Moisés Casa, expresa que “siempre que se distribuya en función de los alumnos que tenga cada sector, estaremos satisfechos”.

La concertada equivale a un 25% del total del sistema educativo valenciano y “dejarla fuera de las ayudas, en esta situación de crisis sanitaria y educativa, sería un poco discriminatorio”, apunta. Asimismo, recuerda que “los beneficiarios finales van a ser los alumnos. Sería injusto que unos recibieran ayudas y otros no”.

“NO HAY DISCRIMINACIÓN”

Una representante del sector de enseñando de CCOO-PV, Pepa Ramis, asegura que “no hay discriminación a la concertada”. Desde su sindicato, explica, defienden que “la concertada debe tener todas las condiciones necesarias para poder mantener un nivel de enseñanza conveniente y no tener que cobrar a las familias”.

Los trabajadores de la concertada, quizás, son los que si que tienen peores condiciones de trabajo que los de la pública: “En pública se cobran sexenios y en concertada no; y en secundaria, por ejemplo, tienen 25 horas lectivas más. Todo esto está pendiente de negociar”.

ALUMNOS EN DESVENTAJA SOCIAL

El secretario autonómico de enseñanza de UGT-PV, Pepe Gil, indica que “la inversión extraordinaria que debe hacerse en Educación tiene que centrarse en el alumnado en situación de desventaja social y, por tanto, debe ir a los centros que escolarizan a este tipo de alumnos, independientemente de la titularidad”.

Al respecto, asevera que desde su sindicato se apuesta “por la equidad, es decir, por atender a centros y alumnado en función de las necesidades. Los fondos deben ser finalistas y servir para reforzar las plantillas docentes, atajar la brecha digital y garantizar la seguridad sanitaria de la comunidad educativa”.

Un artículo de Xema Tarazona

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad