El Síndic de Ciudadanos, Toni Cantó, en una reunió con la Confederación Empresarial de la Comunitat Valenciana / Cs

Ciudadanos enfría el idilio con Puig y rechaza un gobierno con el PSPV

Toni Cantó tiene la "palabra" del presidente de la Generalitat de no subir impuestos y se muestra "optimista" con apoyar los presupuestos valencianos

Algunas relaciones se encaminan al divorcio y otras hacia la consolidación. Mientras la relación entre el PSPV y Compromís, socios en el Botànic, sigue resquebrajándose, el idilio del socialismo valenciano con Ciudadanos se fortalece, aunque Toni Cantó ha enfriado este acercamiento y ha asegurado que no ve "futurible" gobernar en un futuro con Ximo Puig: "No creo que nunca se vaya a dar esa situación". 

Cantó, en declaraciones antes de una reunión con la patronal autonómica, CEV, se ha mostrado "optimista" con la posibilidad de apoyar los presupuestos valencianos, aunque ha recordado que las condiciones que han impuesto incluyen no tocar la fiscalidad y un plan para "rescatar la economía valenciana". 

Su propuesta consiste en inyectar 80 millones en los sectores afectados por las últimas medidas (hostelería, ocio nocturno y comercio), junto a 10 millones para reeditar el bono turístico 'Viatgem CV' y otros 10 a fondo perdido para que la gente pueda gastar en tiendas de proximidad y así acabar con la imagen "desoladora" de locales cerrados en ciudades como València.

No ha presentado enmienda a la totalidad

El líder de Ciudadanos ha asegurado que cuenta con el compromiso y la "palabra" del president de la Generalitat para no subir los impuestos. Este era el principal punto por el que los naranjas tenían recelos a apoyar las cuentas valencianas para 2021, conjuntamente con un plan de rescate económico de 100 millones. 

Cantó ha justificado que Cs sea el único partido de la oposición que no ha presentado una enmienda a la totalidad al proyecto de presupuestos del Consell que arranca esta semana su tramitación en Les Corts, a diferencia del PP y Vox: "Es un año especial, tenemos que remar todos juntos y pactar".

Crisis en el Consell

El Síndic naranja sí que ha aprovechado para ahondar en la crisis del Consell, con el objetivo de defender la colaboración público-privadad. Cantó ha defendido que no ve "la misma sensibilidad y voluntad" en el PSPV que en sus socios (Compromís y Unides Podem). Ha denunciado que "renuncian a construir una sola plaza en residencias de mayores" y se ha preguntado por qué "demonizan" a la empresa.

Por parte de la Confederación Empresarial Valenciana, su presidente, Salvador Navarro, ha valorado muy positivamente las peticiones de Cs porque cree que los presupuestos son "realistas" en gasto pero no tanto en ingresos, sobre todo con las "medidas cada día más duras en determinados sectores".

También ha coincidido con Cantó en que la Generalitat va "renqueando" año tras año al incluir una partida reivindicativa por la infrafinanciación autonómica (este año de 1.336 millones) y en que hay "carga ideológica" a favor de lo público. "Su colaboración público-privada es de palabra, y a veces se las lleva el viento", ha advertido

Un artículo de Sergi Ill

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad