ED 2

"Queremos duplicar el parque público de vivienda en diez años"

Rubén Martínez Dalmau, vicepresidente de la Generalitat y conseller de Vivienda, señala que el decreto de derecho de tanteo "ha recibido una enorme acogida"

Dos semanas después de su aprobación, la polémica por el decreto de derecho de tanteo sigue en pie. Pese a las críticas recibidas, el viceprensidente de la Generalitat y conseller de Vivienda, Rubén Martínez Dalmau, asegura que "ha recibidido una enorme aceptación entre los movimientos sociales". Mientras que la controversia respecto al decreto continúa, desde Vivienda ya ha fijado sus próximos objetivos: realizar un código de vivienda que incluya toda la normativa actual y otorgar derechos a la naturaleza en el estatuto de autonomía valenciano. 

Y es que si por algo se caracteriza Martínez Dalmau es por pensar en verde. No es de los que se hayan subido al carro ahora, sino que su compromiso se ha visto reflejado en las constituciones en las que ha trabajado como equipo técnico. Es el caso de la boliviana y la ecuatoriana, en la que incluso le concede al ecosistema carta de naturaleza jurídica, siendo objeto de derechos. 

Hace un par de semanas presentó la Guía Verde de la construcción, ¿qué más pasos tiene previstos seguir dando la Conselleria en este sentido? 

Hoy en día estamos ante un cambio de paradigma mundial: hemos entendido que la naturaleza ya no está a nuestro servicio, sino que reconocemos los elementos naturales al mismo nivel al que estamos nosotros. O conservamos el planeta en el marco de reconocimiento de la naturaleza como sujeto de derechos o se nos va a escapar de las manos. Queremos que se reconozca en el estatuto de autonomía de la Comunidad Valenciana los derechos de la naturaleza. Seríamos la primera normativa de Europa del Sur que lo incorporaría y nos colocaría en la vanguardia de los ordenamientos jurídicos más avanzados del mundo.

¿Y estamos cerca de ello?

Mucho más de lo que estábamos antes de la pandemia. Ahora somos más conscientes de nuestra vulnerabilidad y de la necesidad de poder convivir con los elementos naturales. Nos hemos dado cuenta de que el ser humano no puede vivir solo, sino que necesita de la naturaleza para poder desarrollar libremente su vida.

DECRETO DE DERECHO DE TANTEO

Lo que ya ha conseguido aprobar es el decreto de derecho de tanteo. Ha recibido críticas de todos los sectores: promotores, patronal, asesores fiscales, incluso desde otros partidos políticos apuntan a su posible ilegalidad, ¿qué le diría a sus detractores?

También ha recibido una acogida enorme entre los movimientos sociales, por ejemplo, las PAH (Plataforma de Afectados por la Hipoteca) sacaron ayer un comunicado en defensa del decreto. Muchos ayuntamientos nos están pidiendo firmar el convenio con ellos para poder aplicar el derecho de tanteo y comprar casas. Hay resistencias porque hay sectores privilegiados que no quieren que esos privilegios terminen. Lo que buscan es continuar con el negocio. Nosotros gobernamos para la gente y no para las oligarquías económicas y los fondos buitre. Y eso significa que en las ventas de lotes de casas podamos anticiparnos a los fondos de inversión y, pagando la misma cantidad que ellos, evitemos la especulación y nos las quedamos nosotros para la gente. De este modo, más familias podrán vivir en un techo con alquiler social, destensionamos el precio del mercado del alquiler, los alquileres bajan tanto en el ámbito público como el privado… Todo el mundo sale beneficiado.

Rubén Martínez Dalmau

¿Qué ha motivado la aprobación de este decreto?

El decreto ha sido aprobado porque queremos duplicar el parque público de viviendas en diez años. De lo contrario, no habrá casas suficientes para poder mantener unos niveles de precios de alquiler que estén al alcance de todo el mundo. ¿Cómo vamos a tener dentro de diez años 35.000 casas? Tenemos que entrar en operaciones de grandes lotes. Ahora hemos cerrado la operación más grande que ha habido nunca de aplicación de tanteo y retracto: 218 casas por 8,5 millones de euros a una media de 39.000 euros la casas cuando el precio de mercado podría ser perfectamente el doble o el triple. Esas 218 casas se pondrán a disposición de las familias valencianas para dar solución a sus problemas. Si hubieran llegado al fondo buitre solo se hubiera especulado con ellas.

Este decreto ha generado mucha polémica. Por Twitter incluso llegó a denunciar amenazas, ¿de qué tipo?

He sido objeto de insultos. Cualquier tipo de presión tiene que realizarse democráticamente. Nosotros siempre hemos tenido la puerta abierta para todo el mundo: notarios, promotores inmobiliarios, registradores, empresarios...Y todos ellos han podido hablar con nosotros, lo que no es normal es que gente que nunca se ha presentado a unas elecciones quiera mandar.

¿A qué gente se refiere?

Bueno, de sectores muy amplios que pretenden que el decreto no salga adelante o se convierta en proyecto de ley para desvirtuarlo.

¿Y por qué no lo ha denunciado ante la justicia? Ya no solo por su persona, sino también como vicepresidente de la Generalitat Valenciana por velar por el respeto a la institución.

Creo que a este tipo de presiones lo que hay que hacer es denunciarlas públicamente, el problema es cuando no se comunican y se asumen como normales.

Desde el interior del gobierno valenciano se ha criticado y algunos sectores pedían que fuera aprobado como proyecto de ley y no como decreto, ¿esta norma ha generado una crisis interna en el Botànic?

El decreto ley fue totalmente negociado en el marco del Botànic. Creemos que ahora mismo no es el momento de convertirlo en proyecto de ley por dos razones. En primer lugar, el mecanismo por el cual lo pasaríamos a proyecto de ley crearía una incerteza jurídica sobre la aplicación del decreto ley y no podemos esperar ni un minuto para conseguir viviendas para la gente y para firmar convenios con los ayuntamientos. Y en segundo lugar, vamos a trabajar en la sistematización de toda la normativa en vivienda. Por tanto, si vamos a conseguir un código de vivienda, ¿para qué vamos a trabajar en un proyecto de ley de una parte muy particular si nuestro objetivo es mucho mayor?

UNIFICACIÓN NORMATIVA VIVIENDA

¿Y qué normas se verán afectadas?

En estos momentos la normativa de vivienda está muy dispersa, lo que genera mucha inseguridad jurídica. Nuestro objetivo es que durante esta legislatura se redacte un texto sistematizado de toda la normativa en vivienda de la Comundiad Valenciana, es decir, un código que incorpore la ley de la vivienda de 2004, la ley de función social de la vivienda de 2017, el decreto ley de ampliación del parque público de 2020 y todo el resto de normativa que pudiera quedar dispersa. De esta forma cuando cerremos este ciclo podremos dejar a los valencianos un gran código de vivienda valenciana.

Y a corto plazo, ¿qué impacto va a tener la crisis del Covid en los proyectos de edificación de vivienda nueva en la Comunitat? ¿Se espera paralización o, por el contrario, auge?

Lo que nos dicen los agentes del sector es que esta crisis nos ha cogido en condiciones mucho mejores que en 2008 cuando las empresas estaban mucho más endeudadas. Esta vez están mucho más saneadas y con mayor músculo para afrontar la crisis. Con los datos que tenemos no creemos que vaya a haber un descenso considerable de los precios. Tenemos un déficit importante de viviendas y necesitamos construir más, pero ya no lo podemos hacer como en el pasado. Tenemos que construir con materiales sostenibles, a través de elementos bioclimáticos, con la incorporación de tecnología a favor de la transición ecológica. Y eso en principio no va a encarecer el precio de la vivienda.

Eso recuerda mucho a Sociópolis. Lleva parado desde 2012, ¿hay algún proyecto de terminar de construir el barrio?

Es una apuesta de futuro. Los empresarios están muy interesados en entrar en una colaboración público-privada para acabarlo y creo que es uno de los grandes retos que tenemos esta legislatura. 

Martínez Dalmau

ELECCIONES GALLEGAS Y VASCAS

Entrando en política nacional, ¿cómo se valora desde el seno del partido el fracaso electoral en Galicia y País Vasco?

Aminoraría un poco los niveles de análisis que estoy viendo. En Galicia y País Vasco ha pasado exactamente lo que ya estaba ocurriendo: el PP continúa con mayoría absoluta y en el País Vasco sigue gobernando el PNV con el PSOE. No veo grandes hechos diferenciales. Si los veo respecto al papel de Podemos que, tal y como dijo Pablo Iglesias, es una derrota. El aprendizaje que tenemos que hacer es que solo la unión progresista puede combatir a una derecha que está unida y eso implica la creación de consensos en la izquierda.

Y a nivel local, ¿hay una crisis interna en su partido? Hace menos de un mes ganó las primarias en Valencia la candidata de Iglesias, Pilar Lima, y no Naiara Davó, a quién usted apoyaba.

Bueno, Iglesias públicamente nunca se posicionó a favor de ningún candidato concreto. Desde mi punto de vista, fueron los mejores resultados posibles, ya que indican el equilibrio en el partido y la necesidad de consensos. Hay gente que cree que la democracia es ir a votar, sin embargo, creo que es llegar a las mejores soluciones posibles para toda la gente. Y eso no se hace imponiendo la voluntad de la mayoría sobre la minoría, sino que se hace hablando y dialogando. Nos hubiera ido mejor acudir a la votación con un consenso previamente obtenido, de tal forma que no hubiera habido ningún tipo de batalla interna. Pero una vez que ya se ha dado, la obligación del partido es consensuar.

¿Temen que en Valencia haya mucho trasvase de votos de Podemos a Compromís como ha ocurrido en Galicia con el BNG y en el País Vasco con Bildu?

Tendríamos que ver los datos. A primera vista puede parecer que ha ocurrido de un modo, pero luego te sorprende. Cuando empezamos con Podemos, apreciamos que una parte de los votantes provenían del Partido Popular. No obstante, la política es muy volátil y lo que hoy parece la absorción de unos por otros, mañana puede parecer la absorción de otros por unos. Lo que tenemos que entender es que el votante de izquierdas cada vez está más perfilado: tiene una consideración de la política como algo social y, al mismo tiempo, entiende España como una plurinación. De lo que también estoy seguro es de que los cambios en España siempre se han producido desde la periferia, nunca se han dado desde el centro. Eso significa que las respuestas a la derecha vendrán desde la periferia y ahí la Comunidad Valenciana tiene un papel importantísimo.

Un artículo de Alejandro Martí

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad